Skip to content

Pilotos en huelga

Vicente Padilla

Vicente Padilla

AERTEC / CEO & Founder

 

Los pilotos de Lufthansa están de nuevo en huelga. Hace relativamente poco, los pilotos de Air France terminaron la suya generando pérdidas millonarias en las turbulentas cuentas de la compañía. Los pilotos son personas inteligentes y capaces. Pero son humanos. También son vulnerables a sus propios prejuicios.

Las aerolíneas de bajo coste y los trenes de alta velocidad han desestabilizado el mercado.

Durante la última década, las aerolíneas han obtenido unos niveles de rentabilidad bastante pobres. Los motivos son muchos. La baja productividad laboral es uno de ellos. No sería justo culpar solamente a los pilotos de todos los problemas. La dirección general también tiene parte de la culpa. No obstante, los pilotos se niegan a aceptar que el mundo ha cambiado. Los sueldos y las prebendas de los pilotos de ciertas aerolíneas están desfasados con respecto a lo que hoy soporta el mercado.

Las aerolíneas de bajo coste y los trenes de alta velocidad han desestabilizado el mercado. Hoy, los vuelos de corto alcance se parecen a los viajes en diligencia del Lejano Oeste. Hace ya mucho tiempo que la calidad de servicio y la buena gastronomía desaparecieron. Hoy dichos privilegios están reservados para sólo aquellos que viajan en aviones privados.

Los vuelos de largo alcance también está cambiando. Las aerolíneas europeas se están enfrentando a la competencia feroz de otras aerolíneas extracomunitarias. Hubs relativamente cercanos como Estambul o Dubái están creciendo, entre otros motivos, por su estratégica ubicación geográfica.

Las compañías tradicionales son rentables a pesar de la encarnizada guerra de precios y de unos costes en alza. Todo lo que escribo aquí es bien conocido dentro del sector. Los pilotos se tienen que dar cuenta que deberían renunciar a algo para poder ayudar a sus empresas – y de paso salvar en última instancia sus puestos de trabajo. La incapacidad de los pilotos de ver la realidad resulta a veces desconcertante. ¿No se supone que deberían tener una visión impecable?

cabecera-224web

 

Comparte este artículo